Buscar este blog

domingo, 26 de febrero de 2017

"Las desventuras de Cleo" de Inma Pérez Ortola

Cleo es una cachorrita cuyo único delito es haber nacido de una camada no deseada. Por ser mestiza es repudiada por sus dueños y abandonada, a su suerte, en un desguace de coches. Confusa, ante la nueva situación, en un principio piensa que sólo se trata de un olvido y lucha por sobrevivir alimentando la consoladora idea de que regresarán a buscarla. Sin embargo nunca volvieron.
Llevaba ya varios días sin comer sufriendo, en la más aciaga soledad, las inclemencias del tiempo y ahora además estaba herida. Se sentía aturdida y la visión comenzó a tornarse borrosa. Antes de sumergirse en la más absoluta oscuridad abandonó toda esperanza, embargada de una fatal certeza.


Un relato corto para concienciar sobre el abandono de mascotas y el peligro que corren.

viernes, 17 de febrero de 2017

"El ángel de Budapest" de Julio Martín Alarcón

La historia de Sanz Briz en Budapest emociona por su sensibilidad y compasión durante un episodio inhumano de la historia de Europa. Es la epopeya de los miles de judíos que tuvieron la fortuna de sobrevivir y salir del país gracias a la ayuda de los diplomáticos, y también una aventura repleta de reveses y tramas, entre los despachos y las calles de Budapest, los asesinos húngaros del Partido de la Cruz Flechada y los propios nazis, con uno de sus dirigentes más emblemáticos a la cabeza.

Ángel Sanz Briz, a pesar de ejercer como funcionario de un estado, consiguió aplicar sus convicciones y su determinación a las normas de la diplomacia y el derecho: la burocracia fue la herramienta y el ideal humanitario el objetivo que guió sus actos. Las peripecias y trabas que tuvo que sortear, poniendo en riesgo su seguridad y la de su familia, constituyen la trama de este emocionante libro que también esclarece cómo, en contraposición, Adolf Eichmann, teniente coronel de las SS y responsable de las deportaciones del Reich, siguió la burocracia y el derecho alemán en su aplicación estricta e inhumana de las ordenanzas. Los planes de Eichmann y la progresiva evacuación por toda Hungría es lo que el español combatió con su ingenio.


Aunque al comprarlo no me fijé y pensaba que estaba novelado, en realidad es un libro de historia, contada de un modo sencillo, ameno, manteniendo el interés del lector. Un buen libro, que demuestra que la historia se puede contar de un modo atractivo.

El título del libro hace referencia a Ángel Sanz Briz, el encargado de negocios de la embajada española en Budapest durante gran parte de 1944, cuando los nazis decidieron convertir a Hungría en un país libre de judíos. Recibió el sobrenombre de "ángel de Budapest" porque gracias a su labor salvaron la vida más de 5000 judíos, a los que dio la protección de la bandera española con el uso de cartas de protección y pasaportes familiares reconociéndolos como ciudadanos españoles (un país neutral durante la II Guerra Mundial) y acogiéndolos más tarde en los edificios protegidos de la embajada.

Aunque el título lleva a pensar que todo el libro se centra en el diplomático, el autor va más allá ofreciendo una vista panorámica no sólo de la política en Hungría en esos años sino también en la posición española frente a la guerra y el holocausto. Y es que España, bajo el mando del dictador Franco, empezó la guerra como país no beligerante, pero cercano a la Alemania de Hitler. Sólo más tarde, cuando se vio que los aliados tenían las de ganar, Franco y compañía decidieron dar un giro a su situación, se declararon neutrales y se desligaron de la política germana, pero sin llegar a romper relaciones. Con respecto al holocausto, España no tomó parte en el mismo, permitiendo que judíos que huían de los nazis pasara a territorio español, eso sí, como punto de salida a otros países, no para quedarse en el país. Mientras estaban en España eran acogidos en un "campo de refugiados" en Miranda de Ebro, hasta que conseguían un visado o ayuda del exterior (siempre a través de organizaciones judías, muchas veces americanas).  Más tarde, cuando las tornas de la guerra giraron, ofrecieron la protección con el pasaporte español a judíos sefardíes, descendientes de aquellos judíos expulsados por los reyes católicos, aunque alargaban el proceso pidiendo documentación casi imposible de conseguir. Según lo que cuenta el autor, el gobierno español estaba informado y apoyó la decisión de Sanz Briz de emitir pasaportes y salvoconductos a todo judío sefardí, o con familia en España, o con cualquier relación con nuestro país, por peregrina que fuera. Otra versión anterior es que simplemente dejaron hacer al diplomático.

Como puntualización, la política española frente al holocausto no fue muy diferente de la de otros países, incluidos los aliados. Durante mucho tiempo todos miraron hacia otro lado, ignorando todas las señales y rumores. Después cuando llegaron varios informes e informaciones de la existencia de los campos de concentración y exterminio, la comunidad internacional hizo más bien poco por ayudarlos, centrándose más en el conflicto bélico. Incluso tras el final de la guerra, hubo problemas a la hora de acoger a los supervivientes de los campos. Es como si dijeran: "los judíos dan mucha pena, hay que ayudarlos, pero que no vengan a vivir aquí".



lunes, 13 de febrero de 2017

Libros directos al corazón

Dentro del reto Tarro-Libro 2017, Carmen Forján nos ha pedido que para San Valentín recomendemos un libro que nos haya emocionado, llegado al corazón por el motivo que sea (ternura, dureza, etc).



Tras darle vueltas al libro que podría recomendar, me he decidido por: "La promesa de Gertruda" de Ram Oren


Y ¿Por qué la he elegido? Porque creo que no hay amor más grande que aquel del que "sacrifica" su vida, su comodidad, por el bienestar de un ser indefenso como puede ser un niño, y si además le educa en una religión que le es extraña, respetando las creencias y tradiciones del pequeño y su familia, no hay suficientes palabras para describir este sentimiento.

Os dejo un párrafo del final del libro, donde incluso a su muerte unió los dos mundos: 

Por voluntad de Dios, Gertruda Babilinska fue enterrada dos veces –dijo–: primero en una tumba judía y luego en una cristiana. Para ella no hay mejor símbolo que este, pues fue una católica devota y vivió como judía. Bendita sea su memoria.





jueves, 9 de febrero de 2017

"Los prisioneros del paraíso" de Xavier Güell

Praga, 10 de agosto de 1942. Hans Krasa, compositor y director de orquesta checo de origen judío, es arrestado por las SS y enviado al campo de concentración de Theresienstadt. Tenía 42 años. Junto a él, son confinados los compositores Gideon Klein, Pavel Haas y Viktor Ullmann, y un buen número de músicos y cantantes. Los mandos nazis, encabezados por Adolf Eichmann, quieren convertir a Theresienstadt en el campo modelo donde mostrar al mundo que a los judíos no sólo no se les extermina sino que se les permite mantener una vida cultural intensa y componer e interpretar música al más alto nivel. Hans Krasa y sus compañeros, que no se engañan sobre el destino que les espera, aceptan el juego diabólico que proponen los nazis con el objetivo de sobrevivir. La música como única forma de evitar el envío al campo de exterminio de Auschwitz y de hermanar a la humanidad condenada. Junto a todos ellos, otro personaje protagoniza esta novela: Elisabeth von Leuenberg, de origen noble y una de las científicas más prominentes de la Alemania nazi. Con todos estos personajes, Xavier Güell ha escrito un fresco grandioso sobre la lucha del arte contra la barbarie, sobre el dolor y la superación, un homenaje bellísimo a la música cuando ésta alcanza el límite de la sensibilidad humana. Una historia de amor profunda y apasionada, como sólo se vive cuando cada día puede ser el último. Una novela que quien la empiece no podrá abandonar.

En una sola palabra, decepcionante, debido sobre todo a la historia de amor.

Por un lado, la que se supone es la trama principal es la historia del campo de concentración de Therezy o Theresienstadt. Pero en realidad no explica la vida en sí del campo, sino de un grupo de compositores que forman parte del consejo judío y que deciden componer una ópera para darle a los nazis un motivo para mantenerlos con vida. Explica de un modo algo complicado para los que no tengan conocimientos musicales como se compuso la ópera, como se reflejan los sentimientos y las ideas en las distintas notas o entonaciones. A veces es casi más un libro de música que de supervivencia. Reconozco que al ser profana al mundo musical me perdí en las explicaciones. 

Por otro lado, está la "historia de amor", que no venía a cuento. La verdad que la pareja, si se la puede llamar así, no pega ni con cola. Pero sobre todo me pregunto qué necesidad tenía el autor de describir unas escenas de sexo tan grotescas, desagradables y repugnantes. Al ser una de las primeras escenas de presentación de la mujer estropeó todo el libro, ya que por mucho que intentaras avanzar con la pareja, esas horripilantes imágenes no se borran de la memoria tan fácilmente.

Lo mejor del libro el comienzo (en un tren de deportados) y el final (triste pero real), donde realmente ves los sentimientos y el horror del genocidio. Encomiable como el autor describe la música, ve música incluso en los libros; aunque no lo entiendo, reconozco que es de admirar el trabajo que ha hecho a este respecto.

domingo, 5 de febrero de 2017

"Corazón" de Edmundo de Amicis

Corazón narra en forma de diario la vida de un niño que, día a día experimenta lo que es el crecer y las vivencias que le hacen reflexionar y madurar sobre sus actos. Sobresalen los valores humanos y la calidad moral de sus personajes trasladándonos a un mundo del cual será difícil salir.
Lápices, plumas, clases, escuela y todo lo que le acompaña en el transcurso de su niñez, la necesidad de ver cómo poder solucionar algunos problemas que lo aquejan tanto a él como a su entorno. Las diversas historias contadas por su maestro (los cuentos mensuales), nos mostrarán aún más el significado de la vida. Uno de los cuentos es el famoso De los Apeninos a los Andes, base de la exitosa serie anime Marco, de los Apeninos a los Andes.


He releído por n-sima vez este libro que leí por primera vez en mi infancia, y que aún ahora consigue emocionarme.

Libro escrito en forma de diario en el que un niño nos narra su vida durante un curso escolar, mostrando el día a día de una escuela italiana, las relaciones entre compañeros y con los profesores. Y que además intercala distintos relatos, de los que el más conocido es la historia de Marco, De los Apeninos a los Andes.

"Enamorarse" de D.W. Marchwell

Cuando Scott Allan recibe una llamada telefónica comunicándole que su hermano ha resultado herido en el trabajo, marcha corriendo al lado de Brian para encontrarse con que sus heridas son leves. Allí conoce a Hank Ballam, un leñador al que le gusta el riesgo, y que es marginado por sus propios compañeros de trabajo.

Hank es una persona llena de contrastes: por un lado vive por la excitación que conlleva subir a los árboles y cortarlos, y por otro, le encanta la paz que se encuentra explorando las montañas que considera su casa. La atracción que Scott siente por Hank es inmediata y sorprendente, y es lo que siempre había soñado: saber qué se siente al amar a alguien sin el que no puedes vivir.

Scott necesita conocer los verdaderos sentimientos de Hank, saber si se trata de un estallido de pasión o simplemente de una tranquila amistad, algo que no coincidiría con las emociones de Scott. Pero puede que ya sea demasiado tarde… porque Scott, sencillamente, no puede evitar enamorarse perdidamente de Hank.



De vez en cuando me gusta leer alguna novelilla ligera que cae en mis manos, sólo por puro entretenimiento. Y esta cumple con ese cometido.

jueves, 2 de febrero de 2017

"Muertos prescindibles" de Michael Hjorth & Hans Rosenfeldt,

En las montañas de Jämtland dos mujeres hacen un descubrimiento macabro: del suelo sobresalen los huesos de una mano. La policía local llega a la escena del crimen y no encuentra uno, sino seis cuerpos; entre ellos, el de dos niños. Todos fueron asesinados por un disparo en la cabeza.
No hay testigos, no hay pistas y nadie ha denunciado ninguna desaparición… Cuando el equipo de Torkel Hölgrund acude al lugar de los hechos para hacerse cargo de la investigación, todo se complica. El psicólogo criminal Sebastian Bergman atormenta a todos con sus problemas personales consiguiendo, una vez más, que las tensiones vayan en aumento.
El caso resulta ser un rompecabezas mucho más complejo de lo que habían imaginado. La identidad de las víctimas es un enigma y cuando, al final, Bergman ahonda en las pistas y consigue tirar del hilo, el Servicio Secreto aparece de improviso para archivarlo. Alguien en las altas esferas quiere tapar estas muertes a cualquier precio… Pero ¿conseguirán parar a Sebastian Bergman?
Con la fuerza de Stieg Larsson y la intriga de Twin Peaks, llega un nuevo caso para Sebastian Bergman, el psicólogo criminal más brillante, atractivo e insufrible del género negro.


Tercer libro de la serie protagonizada por Sebastian Bergman, y puedo decir que los autores se superan a sí mismos con cada libro.

En este caso el equipo investiga la muerte de seis personas que han aparecido en una fosa común. Y al mismo tiempo asistimos a la investigación desesperada que emprende una madre inmigrante, que busca a su esposo desaparecido. ¿Pero qué tienen que ver estos dos casos, aparentemente sin ningún lazo común? La respuesta además de impresionante, es de un realismo que asusta.

Pero, además, los autores ahondan en las relaciones interpersonales y vidas privadas de los miembros del equipo, mostrando aspectos hasta ahora desconocidos de los protagonistas.